Estallido de extinción: qué es y la importancia que tiene
Abr 09
Estallido de extinción

Qué es el estallido de extinción

Quizás te haya pasado que cuando quieres que tu perro deje de realizar un comportamiento y dejas de darle lo que quiere obtener, el comportamiento en un primer momento empeora. Enhorabuena, esto es una buena señal, es lo que se conoce como estallido de extinción.

Pero déjame explicártelo mejor.

Cuando un comportamiento ha sido reforzado deja de hacerlo, suele aumentar la frecuencia o la intensidad para conseguir el refuerzo que antes obtenía.

Es decir, si aprietas el mando de la tele para cambiar de canal y no funciona, apretarás el botón varias veces y más fuerte para hacerlo funcionar hasta que finalmente veas que no funciona y desistas.

Lo que está pasando es que como cada vez que apretabas el botón –comportamiento– cambiabas de canal –refuerzo–, cuando lo aprietas y no obtienes la respuesta que esperas, aprietas el botón varias veces más fuerte –aumentas la frecuencia e intensidad– hasta que finalmente, al ver que no obtienes lo que quieres, dejas de hacerlo.

Esto se llama estallido de extinción y lo mismo pasa con tu perro.

Si decides no volver a tirarle la pelota a tu perro cuando te ladra para que se la tires, en un primer momento tu perro ladrará más fuerte y con más insistencia, pues es lo que le funcionaba antes para conseguir su objetivo: que le tires la pelota. Si te mantienes firme y no le tiras la pelota, verá que con esas conducta no va a conseguir su objetivo y dejará ese comportamiento que tanto te molesta porque no le sirve para nada.

Esto está relacionado con cómo aprenden los perros, pues estos realizan una conducta para obtener un beneficio. Si ese beneficio desaparece, la conducta también lo hace.

Si aparece un estallido de extinción, estás en el camino correcto

En el momento en que decides dejar de recompensar un comportamiento para que desaparezca y ves como ese comportamiento empeora, parece que la decisión no solo no ha servido sino que ha empeorado la situación. Virgencia, Virgencia, que me quede como estoy.

Pero justo el que la conducta se intensifique o incluso que se agrave con la aparición de otros comportamientos es el indicativo de que tu perro está entendiendo el mensaje.

Tu perro está comprobando que lo que hacía antes no funciona para conseguir lo que quiere, por lo que está intentando hacerlo más fuerte y probando otras cosas similares para intentar obtener lo que quiere.

En el caso de la pelota, ladrará más fuerte y puede que incluso te golpee con la pata, pero si te mantienes firme en tu decisión, comprenderá que ese comportamiento ya no funciona y poco a poco dejará de hacerlo.

Sí, sé lo desesperante que es ver que el comportamiento ha empeorado y tener fé en que estás haciendo lo correcto, pero es así.

Lo que puedes hacer para acelerar el proceso, es reforzar otro comportamiento por el que sí quieras que obtenga su objetivo (si es ese el caso).

Por ejemplo, si quieres que tu perro en vez de ladrarte esté tranquilo para que le tires la pelota, en cuanto deje de ladrar y apoye sus patas en el suelo, dile «muy bien» y tírale la pelota. Pronto entenderá que solo le tiras la pelota cuando está a cuatro patas sin ladrar.

Déjame un comentario contándome si has vivido alguna vez un estallido de extinción con tu perro. ¿Sabías lo que era o es la primera vez que lo escuchas?

¿Quieres ayudar a reducir los abandonos?

Un 11,4% de los animales de compañía son abandonados por problemas de comportamiento (Fundación Affinity 2017).

Comparte este artículo para difundir la educación canina.

¿Te has quedado con ganas de más?

Descárgate GRATIS mi ebook donde te muestro las 7 claves para que tú también puedas disfrutar de tu perro sin preocupaciones.

Soy María Lozano, responsable de los datos personales que proporcionas. La finalidad para la que me los facilitas es enviarte información gratuita sobre educación canina y, ocasionalmente, ofertas sobre cursos. La legitimización para el tratamiento de tus datos es tu consentimiento. El destinatario de tus datos es ActiveCampaign, la plataforma que gestiona el envío del boletín electrónico. Recuerda que en cualquier momento puedes acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos detallados en la política de privacidad.

Ahora es tu turno, deja tu comentario:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Perros de Ciudad utiliza cookies para recopilar información estadística anónima de la navegación de los usuarios. Clica aquí para más información.

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar